jueves, 3 de abril de 2014

Familiares de Ramiro Hernández Llanas desconocen aplazamiento de ejecución


Juan Manuel reyes cruz   3 abril de 2014

Familiares de Raúl Hernández Llanas, quién se encuentra sentenciado para ser ejecutado en Texas el 9 de abril de este año, aseguraron no tener noticias sobre un aplazamiento para evitar que sea ejecutado en la fecha señalada. Jorge Hernández Llanas, hermano mayor de Ramiro, comento a IMAGEN que la abogada Naomi Terry, no les ha comunicado ningún cambio " nadie nos ha avisado nada, la ejecución es para el mismo día a las 6 de la tarde, nos acaba de hablar la vicecónsul Ana Cuevas , del consulado mexicano de Houston Texas, y nos comento que no hay nada oficial de cambiar o posponer la fecha del 9 de abril" dijo el hermano de Ramiro. El día de la ejecución estarán presentes 10 personas que ya fueron autorizados con anticipación. " mi hermano está bien, no se ve preocupado, el nos da ánimo para seguir adelante y será el consulado mexicano, quién se encargara de todos los gastos de traslado y nos traerá el cuerpo de Ramiro hasta el puente número dos, de allí veremos como lo cruzamos " comento Jorge. Ramiro le pidió a la familia que el quiere llegar a su Nuevo Laredo querido a dormir, que aunque llegue un poco frío y dormido lo sepulten de esta frontera.  La familia está en espera de últimas noticias con la esperanza de que se postergue la ejecución no importando si tengan que viajar y gastar más de 500 dólares en cada viaje.

Sentenciado a muerte en EU pide que su madre no esté presente

Texto y foto: Juan Manuel Reyes Cruz / corresponsal

La señora Martha Llanas llegó con su hijo Jorge, para acompañar a Ramiro días antes de ser ejecutado, ya que el sentenciado le pidió no estar presente en el momento de su muerte.
Nancy Hernández Llanas, hermana menor de Ramiro, dijo a Excélsior y Grupo Imagen Multimedia que ellos ya esperan la llegada de ese día, y están conscientes de que la muerte le llegará a su hermano, porque las leyes de los americanos así son de duras.
“Mi mamá se fue apenas este lunes a visitar a mi hermano y se regresa el jueves, porque Ramiro le pidió que no estuviera presente y mi mamá aceptó; mi hermano le dijo que ya la vio sufrir mucho y sólo pidió que estuvieran presentes mis hermanos, por eso mi mamá no estará ese día para verlo morir”, dijo Nancy Hernández, quien llora al evocar el recuerdo de su hermano, pero dijo no recordarlo muy bien, ya que Ramiro lleva 18 años preso desde que fue encontrado culpable de asesinato de Glen Lich y por el abuso sexual contra su esposa el 15 de octubre de 1997.
Ramiro tendrá cerca de él a sus hermanas Martha y Adelita, así como a su hermano Jorge, minutos antes de recibir la inyección letal.
Su madre Martha Llanas Zamora, de 75 años, llora la desgracia de su hijo; espera resignada y sin dinero para estar presente el día de la ejecución.
Recuerda tristemente las palabras de Ramiro hace dos años que visitó laprisión de Livington Texas, y al preguntarle del por qué se encontraba en ese lugar, éste le contestó: Estoy aquí madre, por no seguir los consejos de usted y de mi papá; me acusan de un delito y sólo le pido no llore por mí”, señaló.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada